Los peligros de la Navidad para tu salud bucodental

Inmersos como estamos en plenas fiestas navideñas, desde NGS Dental no podemos olvidarnos de tu salud bucodental. Para nosotros es la prioridad número, no solo en Navidad, sino durante todo el año.

A continuación, os exponemos algunas sencillas recomendaciones y cuidados que no está de más recalcar en esta época del año, donde se producen mayores comidas y brindis con amigos y familiares, de lo habitual.

Cuidado con la ingesta de dulces: polvorones, turrones o similares.
A todos nos encanta disfrutar de polvorones, mazapanes, turrones, etc., durante las sobremesas de las comidas o, incluso, entre comida y comida. Todos estos dulces tienen una gran cantidad de azúcar, que son el alimento perfecto para las bacterias que residen en nuestras bocas, pudiendo ocasionar molestas caries.

Cuidado con la ingesta de alcohol: vino, cava, champán, etc.

Durante estas fechas navideñas, todos y todas somos más permisivos con el consumo de refrescos, bebidas carbonatadas y alcohol, en sus diversas variantes. Aparte del contenido en azúcar, que también pueden dar lugar a caries, la acidez de este tipo de bebidas puede derivar en problemas de sensibilidad dental o, como sucede con el caso de vinos tintos, cafés, pueden teñir y oscurecer el color natural de nuestros dientes.

Cuidado con el marisco y los alimentos duros.


Puede ser muy tentador emplear la fuerza de nuestras dentaduras para romper las patas de un centollo o comer turrón duro, por citar un par de ejemplos, pero ambas son prácticas muy dañinas para nuestros dientes, pudiendo provocar la rotura de piezas, de prótesis o mandar al traste todos los avances de un tratamiento de ortodoncia, entre otros.

No descuides el cuidado de tus dientes.

Lo habitual en estas fechas es empalmar una comida con otra, con unos amigos primero y familiares después, sin apenas parar por casa. El ritmo de estas fechas hace difícil mantener la higiene bucodental como en el resto del año. Pero no debemos descuidarla. Existen alternativas para cuando estamos fuera o lejos de casa: mascar chicles sin azúcar que al menos ayudan a equilibrar la acidez de nuestra boca, emplear seda o cepillos interdentales, adquirir cepillos que poder llevar en el bolso, beber agua en abundancia que ayuda a aumentar la generación de saliva, la cual frena la proliferación de bacterias.

En Navidad, por todo lo que ella conlleva, es normal ser algo más laxos con la salud bucodental, pero no podemos olvidarnos de ella por completo. Una vez pasadas las fiestas, en la temida cuesta de enero, la boca no puede suponer una preocupación más, sino todo lo contrario.

La prioridad número uno en estas fechas debe ser estar junto amigos y familiares, disfrutad con ellos y de ellos, y pasar un buen rato. Pero, por favor, no olvidemos cuidar nuestros dientes como hacemos en el resto del año.

De parte de todo el equipo de NGS Dental, os deseamos a todos y todas felices fiestas y los mejores deseos para el próximo año.

Nuria Guzmán Santa‐Cruz
Odontóloga
Colegiada nº 33001470

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *